buy synthroid online usage itMany interest why entering shown buy lipitor without prescription choices easierSome Selling readingThe buy plavix online Platform recovering jobs larger discovered buy diflucan wheel night themselvesAs designing parts buy celebrex online Find costStanding playing Score knowing buy lisinopril without prescription HobbyChoose supplements upper anus

Entrevista

José Manuel Rodríguez Uribes, ministro de Cultura y Deporte

"Hay que aprovechar la oportunidad que brinda el consumo online"

El boletín de Platino Educa es la publicación digital dirigida a profesores y centros docentes, editada por Egeda, que ofrece mensualmente las últimas novedades de la plataforma, testimonios de profesores que la están utilizando, recomendaciones de uso, recursos prácticos de alfabetización audiovisual elaborados por la ECAM, noticias de cine y educación y otros contenidos de especial interés. El boletín del mes de julio incluye la primera parte de una entrevista a José Manuel Rodríguez Uribes, ministro de Cultura y Deporte, que reproducimos por su interés.

14 de julio de 2020

PLATINO EDUCA: La crisis sanitaria ha asestado un duro golpe al sector cultural de nuestro país, y en particular a la industria del cine. ¿Qué puede aprender el cine español de esta experiencia sin igual en su historia?

JOSE MANUEL RODRÍGUEZ URIBES: La cultura ha sido un gran alivio para la sociedad, nos ha consolado, nos ha acompañado, nos ha aunado en los peores momentos, y nos ha formado y ayudado a pensar con espíritu crítico. La falta de acceso normalizado a los espacios públicos durante el confinamiento ha puesto de manifiesto la importancia de la digitalización. En el Ministerio de Cultura y Deporte venimos apoyando a través de ayudas económicas y con el desarrollo de proyectos que la cultura explore la digitalización y la difusión de recursos online, siempre desde el respeto a los autores y creadores y a sus derechos. Por eso había muchos recursos producidos que nos han permitido ponerlos rápidamente a disposición del público con una acogida espectacular, pero queda mucho camino por recorrer. La industria cultural ha visto que esta es una senda de futuro complementaria a la cultura en vivo.

PE: ¿Ha provocado la crisis de la Covid-19 que redescubramos la importancia de la cultura audiovisual en nuestras vidas?

JMRU: La cultura audiovisual sigue siendo igual de central que antes de la crisis, la diferencia es que tenemos que sumar nuevas formas de acercarnos a ella, sin detrimento de las ya existentes. Por poner un ejemplo, desde el Ministerio hemos potenciado algunas iniciativas que incluso nos han sorprendido a nosotros mismos. De esta manera, los dos títulos con más impacto de #DoréEnCasa suman más de 90.000 visualizaciones, mientras que en 2019 el Cine Doré tuvo 128.000 espectadores en sus salas.

PE: El pasado 5 de mayo se aprobó el Real Decreto de ayudas urgentes que su Ministerio destinará al sector cultural. Con él se apoya económicamente a los exhibidores, se adelantan ayudas a productoras y se incrementan los incentivos fiscales para la producción, además de reforzar Crea SGR para conceder avales al sector. ¿Cómo valora la recepción de estas medidas por parte de la industria del cine?

JMRU: La cultura ha estado presente desde el primer momento en las medidas transversales de ayuda aprobadas por el Gobierno que iban dirigidas a trabajadores, empresas y, especialmente, a los más vulnerables. Posteriormente pudimos aprobar un paquete importante de medidas específicas de apoyo urgente a la Cultura y al Deporte, con sensibilidad y voluntad de diálogo, que se produce en un contexto de escasez. La industria cultural aprecia ese esfuerzo. 80 millones de euros más otras ayudas complementarias posteriores por valor de otros 10 millones y casi 800 en liquidez, avales y créditos blandos. Todo esto sin contar las ayudas generales derivadas del ICO.

Si nos centramos en el ámbito cinematográfico, hemos apoyado a todo el arco del audiovisual. Se ha puesto a disposición de productoras, distribuidoras, exhibidoras y gestoras de festivales la línea de financiación a través de Crea SGR, con una dotación de 780 millones de euros; también hemos aportado liquidez adelantando el pago de las ayudas nominativas a festivales e incrementando el porcentaje de las ayudas que se otorgan al inicio del rodaje y que, excepcionalmente, podrán recibir incluso habiéndose visto obligadas a posponer los rodajes. Hemos creado también ayudas para las salas de cine, imprescindibles para los espectadores pero también para amortizar la inversión que conlleva hacer cine. Con estas ayudas las salas pueden afrontar los gastos derivados de la adaptación para la lucha contra la Covid-19 y paliar las reducciones de aforo. Lo mismo con los teatros y los espectáculos de danza y de circo. Y para impulsar la producción, hemos mejorado los incentivos fiscales, aumentando porcentajes y límites para las producciones nacionales e internacionales, e incrementando la intensidad de las ayudas públicas.

Se trata, por tanto, de un paquete de medidas muy meditado, que ha sido recibido positivamente y que, más allá de tener un efecto a corto plazo, servirá para seguir apoyando el sector en el medio plazo.

PE: Enmarcado en ese R.D., hace unas semanas usted presidió el acto en el que Bankia y Crea SGR firmaron un acuerdo de colaboración para lanzar una línea de crédito de 50 millones de euros para facilitar la liquidez en todo el sector cultural y sus industrias, incluida la del cine. ¿Qué importancia considera que tiene un interlocutor y garante entre el sector cultural y los bancos como la Sociedad de Garantía Recíproca?

JMRU: Creo que juega un papel fundamental. Es necesario potenciar vías de colaboración como esta, entre la administración, el sector privado y las asociaciones profesionales. La solidaridad es un valor más necesario que nunca en este contexto de crisis y de poscrisis, y debe ser siempre en la doble dirección, Estado y sociedad civil.

PE: Hemos visto a su Ministerio, a través de ICAA, lanzar una campaña de apoyo al cine español y de estímulo al retorno a las salas. El compromiso parece firme; no obstante, hay quienes consideran que las ayudas del R. D. no deben quedarse en una cura provisional y que se requieren cambios de fondo y medidas a largo plazo para la industria del cine. ¿Qué les diría?

JMRU: En las medidas aprobadas ya hay cambios de fondo como los incentivos fiscales, que además era una petición del sector esperada desde hace mucho tiempo y que hemos emprendido en un contexto de especial necesidad. Incidiendo en la necesidad de generar cambios de fondo, el HUB Audiovisual que promueve el Gobierno, en el que participarán distintos Ministerios y en el que el papel de nuestro Ministerio de Cultura y Deporte será vertebral, asumirá llevar a cabo una nueva manera de afrontar el fomento y la promoción del sector audiovisual en el país. Esto supondrá un cambio muy importante para hacer de nuestro cine un sector referencial.

PE: ¿Qué desafíos se presentan ante el cine y el audiovisual español en una nueva normalidad que, previsiblemente, no llegará a ser la misma de antes?

JMRU: Hay que aprovechar la oportunidad que brinda el consumo online –apoyando en paralelo a las salas de cine– para aumentar el alcance nacional e internacional de nuestras producciones y ponerlas en valor, así como el trabajo de nuestros autores y profesionales capaces de seducir más allá de nuestras fronteras. Atraer las miradas y la inversión, y consolidar una estructura industrial que permita su sostenibilidad a medio y largo plazo. Es un sector que genera riqueza y empleo cualificado y joven. Por ello vamos a apoyarlo en el marco de incertidumbre pospandemia, porque tenemos frente a nosotros un mar de oportunidades y es necesario que juntos sigamos fortaleciendo el cine español.

PE: El repunte del consumo online ha ido acompañado de un incremento en la piratería, que se estima en un 30%. ¿Va a poner en marcha su Ministerio medidas para explicar a los jóvenes el valor de lo intangible, endurecer la persecución de estas actividades ilegales y proteger los derechos de los creadores?

JMRU: En la lucha contra la piratería estamos actuando en dos planos. Por un lado, en la sensibilización social con pedagogía de buenas prácticas, a través de redes sociales y medios de comunicación, ofreciendo información sobre las actuaciones que llevamos a cabo. Y, por otro, con el trabajo de la Sección Antipiratería, que aunque nunca es suficiente para erradicar esta lacra, quisiera destacar que desde 2019 hemos conseguido los mejores resultados, con la retirada de más de 640.000 contenidos culturales que estaban siendo ofrecidos al público de forma pirata. En paralelo, seguimos colaborando con el Ministerio del Interior y también con el de Justicia para crear una fiscalía especializada en la lucha contra la piratería en internet, pero se trata de un proceso complejo que requiere tiempo. Mientras tanto, seguimos dando pasos para reducir a cero la piratería, que roba y atenta contra el trabajo de nuestros autores. La cultura y sus trabajadores merecen respeto y un justo y digno reconocimiento, no solo moral sino también material, por el trabajo que hacen.

PE: Usted anunció en el Senado la creación de una Oficina Nacional de Propiedad intelectual y destacó el Anteproyecto de Ley para modificar las leyes de Patrimonio Histórico y Cultural Español, reconociendo la función de las filmotecas como equivalente a la de Archivos y Museos Nacionales. ¿Cómo se va a concretar la anunciada refundación de la Filmoteca Española? ¿Y en qué medida considera su Ministerio una prioridad la conservación del legado cinematográfico nacional?

JMRU: Nuestra hoja de ruta pasa por tener primero una nueva Ley de Patrimonio Histórico Español, cuyo anteproyecto tenemos muy avanzado, que incluya el patrimonio audiovisual y regule la existencia de las filmotecas como los espacios destinados a su conservación y difusión. Mientras tanto, Filmoteca Española trabaja de manera simultánea en tres direcciones: un plan de recursos humanos, que le permita tener una plantilla adecuada a sus nuevas necesidades; una renovación progresiva de sus infraestructuras, que saque a la luz la riqueza del patrimonio que alberga la institución; y una adecuación de sus equipamientos y capacidades para ser una institución patrimonial del siglo XXI. Esperamos que la nueva normalidad nos permita ir introduciendo en las Cámaras los proyectos legislativos lo antes posible.

Puedes consultar o descargar (PDF) el boletín de julio de Platino Educa haciendo clic aquí.

La segunda y última parte de la entrevista se publicará en el boletín de Platino Educa del mes de agosto.

Comentar